Cuando hemos atravesado por momentos difíciles llenos de altibajos, es normal que sintamos ansiedad o tengamos problemas para dormir. Ese nerviosismo causado por estas situaciones, no nos permite llevar una vida normal y armoniosa. Afectando súbitamente en todas las áreas en las que nos desenvolvemos. Si al notar estos síntomas decidimos ir a un especialista médico, lo más probable es que nos receten diazepam. Pero, ¿qué es el diazepam? Sigue leyendo, y conoce cómo puede beneficiar este psicofármaco a algunas personas.

Diazepam: Más que un fármaco

Tal vez, hayamos escuchado su nombre comercial: Valium. Algunas personas suelen llamarlo comúnmente de esa forma. Sin embargo, este medicamento es un derivado directo de la benzodiacepina y pertenece a la familia de los hipnóticos y ansiolíticos. Casi siempre es recetado cuando una persona padece de insomnio, ansiedad, ataques de pánico, etc. Su efectividad, está altamente comprobada, incluso si es usado como sedante.

qué es el diazepam

El diazepam es recetado para los estados de ansiedad.

Otro de los síntomas que trata el diazepam es la abstinencia de alcohol. Además, el medicamento puede tratar los espasmos musculares de lesiones, inflamación o trastornos nerviosos. También, combinado con otros fármacos puede ser efectivo en el tratamiento de convulsiones. Desde 1985, la FDA aprobó su comercialización y hoy día es distribuido por varias farmacéuticas.

¿Qué es el diazepam y cómo actúa?

El diazepam es un medicamento de acción directa en el sistema nervioso. En palabras sencillas, reduce la actividad del cerebro actuando sobre el hipotálamo, el tálamo y el sistema límbico. De esta manera, disminuye la ansiedad. Al ralentizar el funcionamiento del cerebro, podemos sentir somnolencia, bajas en el estado de ansiedad y los músculos más relajados. El Valium aumenta los efectos del GABA, un neurotransmisor que modera la actividad de las señales nerviosas en el cerebro.

qué es el diazepam

El diazepam ralentiza el sistema nervioso.

Efectos secundarios

Aunque el diazepam es seguro para la mayoría de las personas, cuando se toma según lo prescrito bajo supervisión médica, abusar de este medicamento y mezclar con otros fármacos, drogas ilícitas o alcohol genera riesgos graves. Para evitar una sedación excesiva, una lesión o una sobredosis, es muy importante estar al tanto de las posibles interacciones con otros productos químicos.

qué es el diazepam

Mezclar alcohol con diazepam, puede causar la muerte.

Por lo general, la prescripción del diazepam no debe sobrepasar las 12 semanas continuas. Más allá de este tiempo, si superamos la dosis o combinamos con otros medicamentos podemos generar los siguientes efectos secundarios:

  • Fallos en la memoria
  • Somnolencia
  • Mareos
  • Deterioro de la función motora
  • Boca seca
  • Dificultades para coordinar movimientos

Por otro lado, existen también síntomas dependiendo del tipo de dependencia que tengamos. Si por ejemplo es una dependencia leve, podemos sentir dolores de cabeza, calambres y dificultad para hablar. Sin embargo, cuando la dependencia es grave los problemas se acentúan. En este caso, podemos sentir taquicardia, debilidad muscular, pérdida de la consciencia y uñas azuladas debido a la falta de oxígeno.

En casos extremos, el diazepam puede causar adicción. Sobre todo, si se combina con otros analgésicos narcóticos (opiáceos). Ya que, en conjunto, funcionan como depresores del sistema nervioso central. Sin embargo, los opiáceos tienen un efecto más poderoso sobre la respiración y la frecuencia cardíaca que el Valium.

Temas