La Neuralgia del trigémino es una afección facial la cual presenta un dolor muy intenso en esta. Normalmente afecta solo un lado del rostro, la cual deriva de una variación en la funcionalidad del nervio trigémino. Este nervio se compone de tres nervios que se encuentran cercanos a los ojos, la sien y la zona mandibular.

Es una dolencia que se ubica siempre en un lado de la cara. Así es como comúnmente se presenta y provocando sensibilidad en la zona descrita. Es un dolor crónico el cual transmite todas las sensaciones del rostro hacia el cerebro. Acciones como colocar crema en la cara o maquillarse pudiesen desencadenar dolores insoportables a las personas que padecen esta enfermedad. Más adelante lograremos identificar cuáles son los síntomas más comunes y cuáles son los tratamientos farmacológicos y naturales más apropiados para este padecimiento.

Síntomas más comunes de la neuralgia del trigémino

La neuralgia del trigémino afecta en su mayoría a las mujeres, sobre todo pasados los 50 años. Es un dolor bastante crónico sin embargo no supone que sea permanente. Este dolor puede ser fácilmente controlada a través de medicamentos, terapias y cirugías.

La llegada del dolor se presenta con una impresión de dolor penetrante asociados a la sensación de una descarga eléctrica. Acciones tan simples, como lavarse el rostro, comer o maquillarse podría ser la causa de la aparición de este. Así como la presencia por periodos cortos o incluso minutos.

En algunas personas el dolor no es recurrente. Incluso puedes pasar periodos largos sin sentirlo. Sin embargo existen otras tantas que son más recurrentes de corto tiempo pero que se reflejan como un ardor en toda la zona. Se manifiesta comúnmente en la mejilla, la mandíbula, los dientes, las encías, los labios, muy pocas veces en la frente y los ojos.

Es un dolor muy específico que se revela en un solo lado del rostro. No es común que aparezca en los dos lados. A medida que pasa el tiempo es habitual que se manifieste con más frecuencia y más amplitud. Cuando todos estos síntomas se presentan lo mejor es acudir al médico.

Tratamientos médicos para este padecimiento

Los médicos regularmente indican diferentes tipos de anticonvulsionantes. Éstos se ha comprobado que ayudan a controlar el dolor así como a reducirlo notablemente. Los analgésicos que son de venta libre no son muy efectivos para este tipo de padecimientos. Es por ello que se hace tan necesaria la visita a un especialista neurólogo. Otras indicaciones como el baclofen, pimozide o tizanidina son usados para controlar este tipo de padecimiento.

Neuralgia del trigémino: síntomas y tratamientos

Otro tipo de tratamiento muy utilizado por los especialistas son los de origen quirúrgico. Este es llevado a cabo cuando la medicación afecta enormemente al paciente. Sin embargo, muchos especialistas han optado por el uso de la radiofrecuencia sobre el ganglio de Gasser para calmar esta dolencia antes de proceder a una cirugía. También, es usado el tratamiento de la descompresión microvascular del nervio trigémino. Éste uno de los más efectivos ya que ataca al nervio sin causarle daño alguno.

Remedios naturales para aliviar este dolor

No muchos de los medicamentos convencionales logran controlar la neuralgia del trigémino. En algunos casos solo cubre un 70% del dolor. Otros medicamentos producen efectos adversos indeseables en muchas personas, y otros pacientes buscan de controlarlo a través de procedimientos quirúrgicos.

El dolor no cesa ni siquiera con estos procedimientos y es allí cuando se recurren a técnicas como la Hidroterapia. La cual se realiza con agua templada que se coloca en compresas en la zona en la que aparece el malestar. Este procedimiento ayuda a la desinflamación.

Las flores de manzanilla son otro remedio muy utilizado para la neuralgia del trigémino. Solo basta con colocar un ramillete de estas flores en maceración con aceite de oliva, el cual debe ser calentado a baño maría. Se deja reposar por tres horas, pasado el tiempo se cuela y el aceite se coloca en un recipiente sellado. Al presentar el dolor basta con unas gotas y un masaje en la zona adolorida. Este remedio ha resultado ser bastante efectivo para este tipo de dolencia.

Neuralgia del trigémino: síntomas y tratamientos

La arcilla es otro de los remedios naturales que es totalmente orgánico y que funciona perfectamente para aliviar este dolor. Solo se debe colocar en un recipiente de vidrio la arcilla en polvo y añadirle agua caliente. Se deja reposar por unos minutos y luego se coloca sobre la zona afectada. Aliviará mucho el dolor intenso.

Siempre es prudente visitar al doctor antes de tomar cualquiera de estas alternativas. Los tratamientos médicos siempre deben ir recetados y siempre dependerán de las condiciones individuales de cada persona.

Temas