La hepatitis B es una infección causada por un tipo de virus, también conocido como VHB. Ésta afecta principalmente al hígado, causando lesiones e inflamación en el mismo. El virus de la hepatitis B puede ser propagado por distintas vías. Éste puede contagiarse, sobre todo, a través del contacto genital, la saliva o la sangre. Es importante conocer las maneras de prevenir este virus, ya que puede causar enfermedades hepáticas severas. En el siguiente artículo, vamos a enseñarles las mejores formas para prevenir la hepatitis B.

Vacunas para prevenir la hepatitis B

Hepatitis B

Vacunas

Una de las formas más seguras y efectivas para poder prevenir la hepatitis B es a través de las vacunas. Este método es sumamente necesario para que el sistema inmunológico desarrolle anticuerpos en contra de dicho virus. Esto es posible simplemente con la aplicación de tres dosis de dicha vacuna. Ésta debe ser aplicada, sobre todo, en adolescentes y bebés recién nacidos.

Los bebés deberán ser vacunados contra la hepatitis B no más de 12 horas luego de haber nacido. Esto es sumamente importante cuando la madre posea este virus, ya que es posible contagiar al bebé durante el parto. A su vez, es importante que el recién nacido reciba vacunas contra la hepatitis B por lo menos tres veces antes de cumplir los 18 meses.

Uso de preservativos

Hepatitis B

Uso de preservativos

El uso de condones y otros preservativos al momento de tener relaciones sexuales puede prevenir distintas enfermedades. Esto es importante para evitar el contagio del virus de la hepatitis B. Esto es debido a que dicho virus se puede transmitir a través del semen y los fluidos vaginales.

El uso de condones y otros métodos de protección es sumamente importante para prevenir la hepatitis B. Sobre todo, esto es importante en aquellas personas que tienen muchas parejas sexuales. Es importante saber que este virus puede transmitirse a través del sexo vaginal, anal u oral.

Cuidado con las agujas y objetos personales

Hepatitis B

Cuidado con las agujas y objetos personales

El virus de la hepatitis B también puede transmitirse a través de la saliva o la sangre. Debido a esto, es importante asegurarnos de que una aguja esterilizada es utilizada a la hora de hacer distintas perforaciones. Por ejemplo, no debemos compartir agujas cuando se realiza un piercing o un tatuaje.

Por otra parte, debemos tener cuidado de no compartir nuestros objetos personales con otros individuos. Para prevenir el contagio de la hepatitis B, debemos evitar compartir cepillos de dientes, hojillas de afeitar o corta uñas. Debemos tomar en cuenta que este virus se contagia con suma facilidad y puede traer consecuencias sumamente peligrosas.

Temas