¿Sabías que el alcohol impacta en tu cuerpo desde el primer sorbo? Esta es la razón porque la acumulación de alcohol en el organismo puede ser causante de diferentes problemas de salud. Conoce los efectos del alcohol a continuación.

Qué es el alcohol etílico

El alcohol etílico es una sustancia que se obtiene de la destilación de productos azucarados o feculentos fermentados, así como la uva, la papa, la melaza e incluso la remolacha. Esta sustancia se caracteriza por su fuerte olor y puede encontrarse en cervezas, vinos y otras bebidas.

Los efectos del alcohol en el organismo

Los efectos del alcohol en nuestra salud

El consumo de alcohol de forma casual o frecuente, tiene diversos efectos sobre diferentes partes de nuestro cuerpo, tales como en:

1. El cerebro: Se conoce que el alcohol interfiere con el correcto funcionamiento del cerebro para comunicar las órdenes al cuerpo. También, en el estado de ánimo de un individuo, su percepción de la realidad, su comportamiento e incluso su coordinación.

2. Corazón: Dentro de las complicaciones más comunes que derivan de la ingesta de alcohol se pueden destacar la cardiomiopatía, presión sanguínea elevada y arritmias cardíacas.

3. Hígado: Los problemas hepáticos relacionados al excesivo consumo son las más complicadas de tratar e incluso las más peligrosas. Los problemas más comunes relacionados con el hígado son la hepatitis alcohólica, la cirrosis, la fibrosis y la esteatosis, que se conoce también como hígado graso.

¿El alcohol afecta en alguna forma la digestión?

4. Páncreas: Las personas que suelen consumir alcohol frecuentemente suelen tener una mala digestión. Esto se debe a que cuando el alcohol afecta el páncreas este deja de funcionar correctamente y comienza a producir sustancias toxicas para el organismo, lo que sin tratamiento pronto puede llevar a una pancreatitis.

Los efectos del alcohol en nuestra salud

5. Cáncer: Según especialistas en la salud la ingesta desmedida de alcohol aumenta significativamente las probabilidades que un individuo pueda padecer de cáncer en cualquier de tus tipos; tal como cáncer de esófago, boca, hígado, garganta y pecho.

6. Sistema inmune: Este importante sistema del organismo se ve gravemente afectado por los efectos del alcohol en el cuerpo. Ingerir demasiadas cantidades hace que el cuerpo se vuelve débil combatiendo enfermedades. Esta es la razón por la que los bebedores activos están más expuestos a enfermarse de neumonía, gripe e incluso tuberculosos.

7. Malnutrición: Cuando se bebe alcohol excesivamente el organismo no puede procesar correctamente los alimentos que se ingieren diariamente. Entonces, las vitaminas y minerales no podrán ser absorbidos adecuadamente por el organismo.

8. Defectos de nacimiento: Los efectos del alcohol en mujeres embarazadas pueden ser irreversibles. En muchos casos letales para el feto. Los trastornos causados durante el embarazo pueden provocarle al feto malformaciones tanto internas como externas. Asimismo, problemas mentales o cognitivos. Esto puede dar lugar a un sistema inmune débil que de paso a infecciones y otro tipo de enfermedades.

9. Dependencia: El consumo excesivo de esta bebida puede llevar a un individuo a sentir dependencia a esta bebida, tanto física como emocionalmente. Según estudios realizados por especialistas en el área la adicción al alcohol no siempre se da en las personas por la frecuencia por su consumo. Algunos casos son por herencia genética, factores ambientales y problemas emocionales, así como psicológicos.

Temas