El prurito anal es una condición dermatológica en la región del ano que produce picor o irratación. Normalmente, ésta aparece debido a una irritación de dicha zona, aunque también se produce por alguna infección o enfermedad.

El prurito anal suele ser diagnosticado y tratado con suma facilidad, aunque es importante tomar ciertos cuidados higiénicos. Esto se debe a que, en caso de rascar la zona afectada, puede producir mayor picazón y un dolor ligero. Dichas molestias se pueden presentar, comúnmente, durante o después de la defecación. Para poder aliviar los síntomas de esta condición, es necesario recurrir a un buen cuidado de la higiene personal. A continuación, hablaremos de los cuidados de esta condición.

Lavado de la zona afectada

prurito anal

Cuidados del prurito anal

Para poder reducir los síntomas comunes del prurito anal, es necesario mantener limpia la zona que se encuentre afectada. Esto puede ayudar a aliviar la irritación que puede causar el picor intenso en dicha región. Además, puede ser sumamente importante para tratar la infección que cause pueda causar esta condición.

Esta limpieza para poder aliviar el prurito anal debe ser realizada con abundante agua y jabón suave. Ésta se debe utilizar motas de algodón o alguna toalla suave, evitando el papel higiénico que cause mayor irritación. También es necesario realizarla dando pequeñas palmaditas, sin frotar con mucha fuerza, ya que esto puede causar mucha más irritación.

Utilizar ropa de algodón

prurito anal

Cuidados del prurito anal

El uso de ropa interior ajustada o de un material irritante puede empeorar los síntomas del prurito anal. Para esto, es sumamente necesario utilizar ropa interior de algodón, que son de gran ayuda para cuidar de esta condición. Además, las ropas sueltas ayudarán a mantener la zona afectada seca, evitando que se produzca mayor irritación.

Al mismo tiempo, se debe evitar el uso de algunos jabones o lociones perfumadas que puedan causar mayor irritación. Para poder aliviar la irritación causada por el prurito anal se pueden utilizar algunas cremas o ungüentos especiales. Es importante tener en cuenta que estas cremas pueden tener algunos daños o efectos secundarios en la piel del ano.

Dieta para el prurito anal

prurito anal

Cuidados del prurito anal

Existen algunas dietas específicas que pueden ayudar a aliviar los síntomas del prurito anal. Estas dietas deben ayudar con la regulación de las deposiciones, evitando la producción de diarrea. Para esto, es necesario consumir alimentos ricos en fibra, ya que éstos pueden ayudar con la flora intestinal. Además, éstos pueden fortalecer la salud intestinal, evitando las infecciones de la región del ano.

Por lo contrario, es sumamente necesario evitar el consumo de algunos alimentos que causen mayor irritación. Para esto, no se deben consumir alimentos sumamente picantes o cítricos para reducir los síntomas del prurito anal. A su vez, se deben evitar el consumo de bebidas alcohólicas, gaseosas y que contengan cafeína.

Temas