Muchos hemos escuchado los beneficios que los arándanos otorgan a la salud. Y es que estas pequeñas frutas poseen distintas propiedades que son de gran ayuda para nuestro organismo.

Muchos estudios han demostrado que comer arándanos tiene resultados positivos para nuestra salud. Debido a esto, es importante consumirlo de forma regular, ya que los aportes dan sus efectos de forma inmediata. En esta oportunidad, vamos a mostrar los beneficios de comer arándanos todos los días.

Son una rica fuentes de antioxidantes

arándanos

Son una rica fuentes de antioxidantes

Los antioxidantes son moléculas que ayudan a prevenir la oxidación de las células. Cuando esta oxigenación sucede, las células se convierten en radicales libres, causando distintos daños al organismo. Los arándanos son una rica fuente de estas moléculas, por lo que ayudan a prevenir distintas enfermedades.

Gracias a esto, los arándanos son de gran ayuda para aliviar las enfermedades del corazón. Además, ayuda a prevenir las enfermedades cardiovasculares y del cerebro. También pueden reducir los niveles de presión arterial y colesterol. Por otra parte, estas frutas también ayudan a reducir el deterioro cognitivo. Esto permite que la persona tenga mayor retención de información y prevenga la pérdida de la memoria.

Previene las enfermedades metabólicas

Otros estudios también han demostrado que los arándanos poseen unos fotoquímicos llamados polifenoles. Es por eso que consumir diariamente estas frutas durante un par de meses es sumamente necesario para la salud. Y es que dichos fotoquímicos ayudan a reducir los problemas del síndrome metabólico.

arándanos

Previene las enfermedades metabólicas

Gracias a esto, los arándanos ayudan a reducir las patologías asociadas a dicho síndrome. Esto quiere decir que pueden evitar la obesidad, la hipertensión, la diabetes y el colesterol alto. De la misma forma, estas frutas también evitan la necesidad de las visitas médicas y el consumo de medicamentos.

Reducen las infecciones urinarias

Existe una bacteria que se encuentra en nuestro estómago y el intestino, llamada E. coli. Dicha bacteria está relacionada con el proceso digestivo, por lo que su mutación puede causar distintas infecciones digestivas y urinarias. Para evitar estas enfermedades, consumir arándanos regularmente es de gran ayuda.

Esto se debe a que los arándanos poseen propiedades antiadherentes que actúan contra dicha bacteria. De esta forma, ésta no se logra pegar a los tejidos de la vejiga o el tracto urinario. Por otra parte, el jugo de arándanos posee una sustancia que acidifica la orina. De esta forma, se evitan que formen distintas infecciones y cálculos en la uretra.

arándanos

Reducen las infecciones urinarias

Mejoran la vista

Los arándanos también poseen compuestos que ayudan a mejorar la vista. Esto se debe a que dichos compuestos alivian la membrana ocular, evitando infecciones en los ojos. Por otra parte, también ayudan a mejorar enfermedades como la miopía o la fatiga ocular.

Algunos compuestos de los arándanos, como la vitamina E, evitan la formación de cataratas. Estudios han demostrado que el jugo de esta fruta es un gran remedio en etapas tempranas de la enfermedad. Esto se debe a que logran frenar la progresión de la misma.

Temas